Las travesuras del muchachito

El muchachito de MicoMandante las gana todas, la que no sabe se la inventa y si no la gana la empata. Solo le falta ganar como princesita de navidad. La sorpresa sería que pierda el referendo. El man es sabroso, es un bacán. Habla quichua por “noveleria”, y para no perder votos (que ocurrido yo) a última hora en la Constitución aparece como idioma oficial junto al shuar. Insulta al migrante, a la mujer ecuatoriana y a los compañeritos (camaradas) los hace a un lado sino no están en línea con el politburó y su máximo líder. La economía y la inversión no importa. La constitución tampoco importa, si la anterior ni la leían, y la de Montecristi si se la lee hay que ver si todos la entienden. Terminandose de transcribir la constitución el caudillo elogiaba a la misma como una de avanzada, pero luego dice encontrar “fallas horrorosas” y “algunas barbaridades”. Clarof, si en un día aprobaron 200 artículos. Que saca que pone, que pone que saca: en que quedamos, compañerito. Que chu. Lo importante es tener los medios suficientes y el control necesario para ganar el referendo. ¿Hiperpresidencialismo?, cuentos de los “pelucones” y de la partidocracia. Para los que les gusta y disgusta el correazo ahi les va un popurri.

Rafael Correa y sus fantásticas aventuras


http://youtube.com/watch?v=4sF8ph9PAIE

Si el estimado lector no entendió, puede leer en el blog Ecuador sin Censura de Juan Montalvo un artículo donde se invita a pasar por “el extraño consultorio del Dr. Rafael Correa“.

La culpa no es de los políticos, sino de quienes los eligen. Los pueblos tienen los políticos que se merecen.

Lo único que se necesita para que triunfe el mal es que los hombres buenos no hagan nada“. Edmund Burke (1729-1797)

Anuncios