El petroleo de los Huaroni

Vemos en estos días los indígenas Huaroni reclamando la presencia de empresas petroleras de Brasil en sus tierras ancestrales. Vemos esta pobre gente vivir aún en la edad de piedra con sus costumbres milenarias y muchos ciudadanos comunes se preguntan que tanto se quejan. Por otro lado los llamados activistas sociales reclaman la presencia y la devastación que sufren estos pueblos autóctonos con el avance de la civilización y la explotación petrolera.

Partamos de la premisa que el petroleo no ha traido desarrollo al país. Mientras el país en los setentas vivio el sueño de que con los petrodólares saldría del subdesarrollo, el hecho cierto es que el famoso oro negro se ha convertido en el “excremento del diablo”. Esta frase acuñada por el un venezolano Ministro de energía Juan Pablo Pérez Alfonzo en la época del tocayo presidente Rómulo Betancourt refleja la maldición que vive nuestro país gracias al petroleo.

El petroleo en Ecuador no ha cambiado las condiciones de vida de los Ecuatorianos en general. Si ha servido y sirve para alimentar las arcas estatales, pero eso hasta el día de hoy jamás ha servido para que las condiciones de vida de la población en general mejoren. Al contrario es gran fuente de corrupción donde millonarias dádivas y sueldos benefician a unos cuantos privilegiados burócratas.

Mientras tanto los famosos Huaroni que en los últimos días han marchado a Carondelet se quejan de que su habitat natural está siendo destruido. Ellos son los grandes perdedores, pues siendo dueños de esas tierras, nunca han recibido un centavo de dicha riqueza, han sido desplazados y la amazonía fuente de su medio de vida está siendo destruida por gente que no conoce ni entiende el medio ambiente de esas tierras.

Cual es la solución? Olvidarnos del petroleo y dejar todo en estado virginal? O arrasar con toda la selva y exprimirla hasta que ya no quede nada?

A mi parecer una solución radical sería, para empezar, reconocer los derechos de propiedad de estos territorios de las tribus autoctonas. Reconocer que los verdaderos usufructuarios de estas riquezas deberían de ser los Huaroni, no un burócrata o un estado obeso y paternalista que no ha sabido hacer nada con estas riqueza. La riqueza del petroleo o de cualquier otra cosa debería de ser de los dueños de las tierras. En este caso lo justo sería reconocer los derechos de propiedad de estas tribus, que por tradición han habitado esas tierras desde épocas inmemoriales.

Significa esto que entonces los Huaroni van a cerrar los campos petroleros? Significa que Ecuador debería dejar de explotar esa riqueza natural? En un par de días comentaré mas sobre soluciones interesantes, específicas que se están promoviendo en ese sentido, pero por lo pronto quisiera adelantar que no necesariamente debería de ser así. Hay manera de lograr que dicho recurso natural sea aprovechado y que a la vez sea fuente de riqueza y prosperidad para el país en general y para sus dueños legítimos.

Quiero dejar a los lectores de este Blog con esta idea. Que pasaría en el país si entregaramos títulos de propiedad a los Huaroni y a los ancestrales dueños de las tierras y por supuesto la constitución que dice que el estado es dueño de las riquezas del subsuelo. A ver quien añade sus comentarios. No voy a responder directamente en los comentarios pero en el post siguiente trataré de responder si es que hay comentarios y ofreceré lo que creo yo puede ser una alternativa radical para resolver el problema de estos sectores de la población que viven en absoluta miseria y que jamás han disfrutado de las riquezas de sus tierras.

Anuncios

One thought on “El petroleo de los Huaroni

  1. Es verdad estas empresas están devastando la Amazonía. Para que ellos puedan mantener una relación con los Huaorani deben conocer el contexto social y antopológico de esta étnia. El desorden de Petrobras como empresa, las negociaciones por debajo la mesa están afectado nuestros ecosistemas y alterando el comportamiento cultural de nuestras comunidades

Los comentarios están cerrados.